lunes, 2 de febrero de 2009

La Sangre de Ronda



Río Verde, río Verde
tinto vas en sangre viva,
entre tí y Sierra Bermeja
murió gran caballería.
Murieron Duques y Condes,
Señores de gran valía;
allí murió Urdiales
hombre de valor y estima
.


Tras la derrota de Ronda en 1485 a manos de los Reyes Católicos los días de Al-Andalus estaban contados. Sin embargo eran aquellos tiempos convulsos; lo que se ganaba en un día se perdía en una noche. Este es el romance de Ibn’Asim que relata la batalla de Río Verde y derrota de los Cristianos en la Serranía de Ronda que pertenecía al reino Nazarí de Granada. Finalmente fue en 1495 cuando Boabdil entregando el Reino puso fin a seis siglos de presencia musulmana en la Península Ibérica. También se le atribuye al cacique vencido, camino del exilio, aquella famosa frase pronunciada de labios de su madre, la sultana Aixa, cuando tras contemplar llorando por última vez la estampa de Granada escuchó “no llores como una mujer lo que no supiste defender como un hombre”.




Sirva este ejemplo para ilustrar el marco de una de las Bodegas de la zona que haciendo gala de una profusa herencia histórica recoge la tradición para proyectarse hacia el futuro. Bodegas La Sangre de Ronda están situadas en la localidad malagueña de Ronda y producen sus vinos en las estribaciones de la Serranía Bética con una altura media entorno a los 850 metros.

Tempranillo, Syrah, Cabernet Sauvignon y Petit Verdot son las variedades más utilizadas aunque y en menor medida también producen Cabernet Franc, la Pedro Ximénez y la Moscatel Morisca. La antigua Acinipo se expone en el Museo del Vino de Ronda que abre sus puertas a la difusión del legado histórico y cultural que el vino ha generado a lo largo de tantos siglos.

En nuestro afán enciclopédico nos centramos en dos de las elaboraciones que Bodegas La Sangre de Ronda comercializan bajo la D.O. Sierras de Málaga. Además bajo la batuta de un denominador común y marca de la casa: el Petit Verdot.

Espinel Rosado Petit Verdot 2007 es un vino chispeante, de color intenso, con aromas de flores silvestres y muy afrutadas. La variedad se nota con un paso vegetal muy acusado aunque se muestra muy vivaz y sabroso y con un final persistente a albaricoque. Dispone de una crianza en barrica de 4 meses que le dota de una mayor estructura susceptible de ser afinada en botella. Su graduación alcohólica es de 13,5 % que aconsejan una temperatura de servicio que no sobrepase los 8 grados.


Bodegas La Sangre Petit Verdot 2007 es la siguiente de las especialidades de la casa.Lo primero que sorprende es su acidez, que lo traslada muchísimo más hacia el norte geográfico. Siempre se tiende a pensar en términos de sobre madurez y graduación alcohólica al tender la mirada hacia nuestro sur mediterráneo. La primera impresión es cárnica con abundante envoltorio vegetal, contrapunto a notas más dulzonas y tostadas. Una crianza de 8 meses y un vol.de 13,5 % completan un vino diferente que se muestra cálido y sedoso a la par que húmedo y floral.
Un producto muy de la tierra: la Sangre de Ronda

1 comentario:

Anónimo dijo...

yo he probado estos vinos y son de premio, me encanto el tinto y me dejo impresionado ese rosado Espinel