lunes, 25 de febrero de 2008

Cata Prioritaria


Como quien no quiere la cosa Vadebacus convocó sus tropas porque el compromiso requería de todas sus fuerzas. Esta vez el objetivo lo teníamos relatívamente cerca y la dificultad de la empresa estribaba en la magnitud del "enemigo" que teníamos enfrente : el Priorato.
Tres Pics y Repicó era el título alternativo del desafío de enfrentarnos a 4 prioratos de alta gama y uno más, blanco, también de la zona.


El lugar elegido, el garaje de Oscar, que ya empieza a ser conocido en el pequeño mundillo de los aficionados al vino de la comarca. Otro de los retos era poner nombre y apellidos a los candidatos a "priorat de l'any" debido a los muchos y buenos representantes . Pero puestos a escoger nos decidimos por Mas Doix 2005, Vall Llach 2005, Clos Mogador 2005 y Clos Dominic Vinyes Altes Selecció Andreu 2004. En blancos fuimos más comedidos y nos dejamos sorprender por un Mas d'en Compte Blanc 2005 que nos recordó, salvando las distancias, a cierto olor penetrante que se da en una variedad propia de climas más fríos de centroeuropa.



Como la organización y los detalles eran igualmente importantes decidimos aportar el mayor número de copas para que los caldos evolucionaran a lo largo de toda la velada. Una idea magnífica para apreciar todo el recorrido posible de estos vinos. Había tanto vidrio como para revestir la Torre Agbar.

Pero volviendo las aguas a su cauce, no menos importante era el acompañamiento sólido. Aquí brillaron con luz propia un batido de pomme de terre con cebolla y huevo, es decir una tortilla de patatas, unos apetitosos bocados de filete cubiertos de queso de cabra, unas perdices cocinadas al calor de una receta centenaria y un pan de la factoría de la familia Gallifa. ¡Simplemente sensacional!
Antes de comenzar la reunión el local desprendía un aroma digno de figurar en el libro "el Perfume" de Patrick Süskind. Todo ello no son más que apuntes, premisas para entender la obra que allí se iba a representar. Fue un maravilloso descubrir que es posible creer en el Priorato a pesar del marketing, del sobreprecio, de la sobrevaloración y de la muchísima literatura escrita al respecto en guias que marcan tendencia y moda.

Y si me permiten unas primeras constataciones : son vinos que conservan el poder de transmitir el sudor de la tierra mineral, tienen un punto óptimo de consumo a los pocos años de salir al mercado, es decir no permiten demasiada guarda y la garnacha ,punto difícil este, evoluciona mejor acompañada de otras variedades.


Notas de cata:


Mas d´en Compte 2005 (blanco):

Garnacha blanca, Picapoll y Pansa blanca (Xarel-lo)
Fermentado con barricas nuevas de roble francés y americano, con unos 6 meses de crianza.


Color amarillo dorado subido de tono, con densidad y lento movimiento en copa.
Nariz dominada por las notas de almíbar de frutos blancos y amarillos, registros de hierba cortada, pipa de girasol y algo de mineral calcáreo ligero.
Boca tremendamente seca, con una bonita y directa entrada que muestra una fina acidez. Final amargo, con distinción y personalidad.
El retro es muy mineral (notas de tiza y yeso) que, junto a unas almendras amargas, se prolongan durante mucho tiempo. ¡Muy largo en boca!


Puntuación: 8,72


Mas Doix 2005:

50% Garnacha, 47% Cariñena y 3% Merlot
Crianza de unos 12 meses en roble francés nuevo


Visual de color picota con capa alta, ribete cardenalicio y una lágrima muy teñida y abundante.
Al principio y durante largo tiempo aparecen en nariz unas notas de barniz, que tras algo de aire parece menguan bastante. Afloran aromas de fruta negra y roja al punto goloso de maduración, toques de cacao (bombón en licor), pinceladas de carne cruda y una finura mineral de casta.
Boca con una entrada sumamente ácida (algo de carbónico?) casi cítrica diríamos, que influye en la frescura de este vino de sobremanera. Cremoso y de recorrido amplio, elegante, con un tanino bien redondo y casi pulido.
Su retronasal viene marcado por el olor de la piel de cereza, tabaco rubio y un toque de gominola de regaliz rojo.


Puntuación: 9


Clos Mogador 2005:

Garnacha 40%, Cabernet Sauvignon 28%, Syrah 17% y Cariñena 15%
20 meses en barricas de roble de los mejores bosques de Europa (Q. Petraea) de 300 litros.


Magnífico color cereza picota con alta capa y ribete fino, lágrima bien tintada.
Este gran caldo necesita de la buena mano del aire para dar todo lo mejor que tiene en sus entrañas. Comienza con una fruta negra y frutillos negros del bosque (moras, arándanos) y poco a poco aparecen toques bien minerales finos, caramelo de violetas acompañados de suaves tostados y evidentes aromas de cacao puro.
Boca majestuosa, con un plus de elegancia que lo encumbra a las alturas de la cata. Largo recorrido y redondo como una pelota de seda. De trago corto, sin necesidad de grandes dosis!
Su final es de categoría superior con la mejor acidez integrada de toda la cata, extremadamente largo y con marcado retro de regaliz negro, pizarra y bosque mediterráneo.

Puntuación: 9.29


Clos Dominic Vinyes Altes Selecció Andreu 2004:

Cariñena 100%
16 meses barrica roble Allier nuevas

Color picota muy oscuro, casi negro carbón, con una altísima capa impenetrable y ribete muy pequeño.
Este vino es como un abanico que se abre poco a poco, todo surge de forma ordenada y perceptible. Fino cacao puro, fruta negra fresca, higos maduros, un discreto y ligero especiado que acompaña al mineral (grafito, pizarra mojada) más fino del día! Con oxígeno y paciencia aparecen notas de salitre marino, violetas frescas, harina…
Boca desmesurada de sedoso tacto y vertiginoso recorrido. Su acidez permite compensar su alcohol que pasa prácticamente desapercibido. Taninos de puro terciopelo, redondos y dulzones, que causan un equilibrio monstruoso.
Aparte de ser muy largo en retro, devuelve notas de mineral autóctono y fino regaliz acompañado de registros de humo.

Puntuación: 9.33


Vall Llach 2005:

65% Cariñena, 20% Merlot y 15% Cabernet Sauvignon
16 meses barrica francés (500l.)


Visual de color cereza picota de capa alta y ribete fino. Lágrima abundante y teñida.
Aparentemente es el más cerrado del día en nariz, con notas de lácteos (yogur de moras) y pastelería (crema pastelera). La fruta aparece justo detrás con ciruelas negras muy maduras y frutillos del bosque alicorados.
Su boca muestra un recorrido gigante, con buena frescura y un tacto sabroso, carnoso y con una fuerte incidencia de un alcohol enmascarado por la complejidad general.
Magnífico y largo final de boca, marcando de sobremanera las notas de bombón en licor, mineral terroso y regaliz negro amargo.

Puntuación: 9.3

Cuatro exponentes en mayúsculas del Priorat. Observar tanta belleza junta provoca pasiones, sentimientos de júbilo, percepciones de la enorme cata que teníamos entre manos. Es difícil que una cata con tan buenas sensaciones se vuelva a producir. Como muestra valga las notas medias de los tres primeros vinos, separadas por tres centésimas. Destacaríamos positivamente el toque personal de cada vino y de cada bodega, los cuatro tintos son todos diferentes, aún con una base común.
Resta por comprobar la evolución de estos vinos. Como comentábamos atrás, nos inclinamos a pensar que son vinos para consumir en los cinco primeros años de vida, tenemos experiencias en ese sentido. En esa franja de tiempo son vinos de primera categoría, es innegable.

19 comentarios:

José Luis Giménez dijo...

En diversas ocasiones leo descriptores del tipo de 'laca de uñas' cuando se habla de vinos del Priorato. ¿A qué creeis que es debido? Gracias & saludos. Jose.

CarlosGonzalez dijo...

Hola José Luis:
Creo que la laca de uñas es de la misma familia que el barniz. Creo que es debido al exceso de acético, o acetato de etilo.
Pero no soy químico. Mejor pregúntale a Olaf, que de eso sabe un rato. :)
Saludos

CarlosGonzalez dijo...

José, acabo de encontrar un enlace que explica de dónde proviene, bastante claro.
http://www.diccionariodelvino.com/index.php/acetato-de-etilo/

Saludos

Oscar Gallifa dijo...

Esa laca de uñas, barniz nuevo o incluso disolventes ligeros suelen estar muy presentes en buenos vinos de la zona cuando son jóvenes.
Tienden a desaparecer con algo de aireación o de evolución reductiva en botella.
Ojalá algún elaborador se pasara por aquí y nos diera una buena explicación al respecto...

Bueno, aparte de lo comentado en el post, me gustaría recalcar el bonito ejercicio que realizamos con estos vinos, todo un reto afrontar cara a cara a estos "pura sangre" casi indomables. El enfrentarlos entre si solo tenía un motivo, el comparar in situ sus diferencias y sus virtudes.

Conclusiones? Pues que todos son muy parecidos, pero ninguno igual. Cada uno juega sus cartas, unos de acidez refrescante, otros de telúrico terroir (con el alma a la vista!), alguno de equilibrio pasmoso...


Solo me quedaría una cruel duda... En cinco años podriamos volver a disfrutar tantísimo con estos mismos vinos de estas mismas cosechas? Puede que lo probemos...


Muchos saludos!



OG (VDB)

Olaf dijo...

Laca de uñas, para mi es un olor mas cercano a la acetona, que al acetato de etilo o al acético. Son nombres parecidos pero con aromas muy diferentes. A ver si me acuerdo y llevo un poco de cada producto a la calçotada.
Yo eso de las acetonas me deja descolocado, no se me ocurre de donde puede salir, si es de las barricas, de la fermentación... Veo que en estos vinos no lo habeis nombrado en ninguno, si que veo violetas que es el término que dicen es el correcto para ese aroma. Yo sinceramente, violetas y acetona no las relaciono para nada, son aromas muy intensos ambos pero diferentes. Violetas no huelo muy a menudo, pero la acetona la uso a diario. El último Mogador que probé, tenía aroma de acetona, para mi, en su justa medida, no es un defecto, es un rasgo mas que da personalidad al vino. Pero cuando destaca demasiado...
Saludos
Olaf

Anónimo dijo...

pienso que si que hay un nexo entre el olor violetas y el olor ese a barniz que muchos describís, lo que es un juego de intensidades, y de sutilezas. Tb es cierto que yo he visto esos olores en vinos que siempre han estado en barricas nuevas, y en vinos de alta gama del Priorat, e incluso lo he olido en vinos acabados de fermentar, y sin embargo ha desaparecido a los pocos días...yo pienso que debería investigarse algo relacionado con las levaduras propias del lugar, o incluso con las fermentaciones. De manera empírica, aunque algunos lo atribuyena las barricas, pienso que en el Priorat no es así, es imposible, hay vinos con esas notas criados en barrica nueva y en bodegas totalmente nuevas, si que he visto matizar esos olores y convertirse en olores a violeta, por lo tanto, alguien debería ponerse a investigar, y además empieza a ser un tópico en vinos de la zona, y además se da en unas botellas y en otras no..

Olaf dijo...

Me he puesto a hacer un poco de investigación, como hay mucho tema, lo reuniré todo con formulitas y demás en una entrada en el blog. Y en efecto, el aroma a violetas en perfumería se consigue con una cetona (cetona es el grupo funcional, no es la acetona la de las violetas, es otra de la misma familia).
Pues eso, que me pongo a recopilar información y lo publicaré en el blog.
Saludos
Olaf

Oscar Gallifa dijo...

Sinceramente Olaf, no veo la concordancia de aromas de las violetas con la acetona!!!
Espero con agrado esos datos que recopilaras en tu blog, ojalá seamos los simples mortales capaces de asimilar tanta palabrería técnica! Piensa en nosotros!! :-))


OG(VDB)

José Luis Giménez dijo...

Olaf, en el Max Doix sí indicaban notas de barniz. Suelen aparecer asociadas estas notas de barniz con las de acetona. ¿Podría ser algún compuesto que con la evolución en el tiempo pasa de dar aromas de barniz/acetona a violetas? Saludos. Jose.

Olaf dijo...

La Ionona es una cetona, que da aromas a violetas. Estoy dibujando las moleculitas y lo estoy haciendo muy elemental para que mas o menos lo pueda entender cualquiera. De todas formas, el grupo es el mismo, pero la molécula es muy distinta, no veo posibilidad de evolución desde la acetona a la ionona.
Lo que si estoy viendo es que hay muchos compuestos implicados en los quitaesmaltes y los barnices, de forma que se vueelve complicado saber cuales pueden ser los causantes. Sigo buscando cosas, porque lo que no encuentro, es cuando se generan esos compuestos.

José Luis Giménez dijo...

Cualquiera los podrá entender, pero... ¿los podré entender yo? :))))))))) Recuerdo que también he leido alguna nota de cata de vinos del Bierzo en que aparecían estas notas. Esto lo digo para sembrar aun más el desconcierto ;) Saludos. Jose.

Oscar Gallifa dijo...

Este José Luis está fino!
Esas notas de barniz que decimos notar tanto en Priorats como en Bierzos no serán debidas a la pizarra de su suelo?? Los dos sitios tiene ese mineral muy presente.... solo es una apreciación.

Esperamos poder entenderte Olaf! :-)


Saludos!


OG(vdb)

Olaf dijo...

El Niepoort vintage que bebimos en Valencia el otro día también los tenía, pero en ese caso, es de esperar aromas volátiles de este tipo. Por cierto, que nadie diga que no se investiga, me puse a hacer una busqueda seria en las publicaciones científicas, y hay GRAN cantidad de literatura. Tanta, que no me la voy a leer, simplemente haré una pequeña introducción.
Por lo visto aparecen durante las fermentaciones y lei que tienen alguna relacion con las manoproteínas (Iñaki explica que es esto aqui: http://iglegorburu.blogspot.com/2008/01/pared-celular.html)
Tampoco creo que sea la ionona, porque por lo que he visto es un compuesto bastante comun en blancos donde nunca he detectado estas notas. Es un tema muy complejo...

J. Gómez Pallarès dijo...

Bueno, chicos, acabo de leer todos los comentarios a esta gran cata y, en primer lugar, quiero felicitaros por la idea y por la valentía de enfrentaros, en una sola sesión, a unos pesos pesados del Priorat tan importantes como los que aquí reseñáis.
No me voy a alargar en temas químicos porque que sea filólogo clásico no quiere decir que no me apasionen e intente aprender al máximo de ellos para comprender las cosas: ya lo dijo Virgilio mucho mejor que yo, en su poema sobre la naturaleza, "afortunado aquél que ha podido conocer las causas de las cosas", es decir por qué son las cosas, también en el vino, claro.
Lo primero que hay que decir, en mi opinión, es que tenemos varios 2005 y un 2004, osea que la comparación no sirve. Son cosas distintas que hay que comparar en el universo que les corresponde. En segundo lugar, de los tres 2005, como muy bien apuntáis, la diferencia es de matices pero la calidad es muy contrastada en los tres. La última cata que yo hice de estos monstruos (a los que ponéis, añadidle un Ermita), del 1999 (hecha hace un par de años), salieron como más destacados tras dos horas de decantación y de copa, el Vall-Llach y el Mas Doix y detrás, el Mogador y l'Ermita. Pero ahí están los cuatro sin duda.
Yo tengo mis botellas en reposo, pero ya sabéis que de algunos de estos he probado ejemplares casi recién nacidos. No he vuelto a hacerlo porque es realmente un infanticidio. 2008 para 2005, por lo que leo en vuestras notas, empieza a dar ya una buena medida de las posibilidades de estos vinos, pero probablemente dos años más les sentaráne stupendamente. ¿Más años? como apunta Oscar, pues ya es cuestión de asumir cierto riesgo. Lo hemos hablado en ocasiones y decepciona, en algunas botellas, ver lo rápido que caen pasados los 9-10 años, cuando se les supone preparadas para una larga guarda. No hablo aquí de marcas.
Y sobre las cetonas y las violetas, de las bodegas que conozco y cómo hacen el vino, aseguro que no hay ningún elemento externo que provoque esos descriptores, por supuesto, hasta donde yo sé y he visto. Y a la espera del artículo de Olaf que seguro que nos ayudará mucho a entender el asunto, mi percepción es que no tienen nada que ver las unas con las otras: el aroma de violeta, tan presente en el Bierzo como en el Priorat es un tema de, tipo de terreno, no del tipo de uva, cre. Y lo de las cetonas, que se dan en algunos vinos del Priorat pero no del Bierzo (hasta donde yo he catado, claro), es un tema de la guarda y de la relación entre vino y madera, en mi opinión, claro.
Un abrazo a todos, y felicitaciones por la cata, por el serio comentario y por el debate.
Joan

CarlosGonzalez dijo...

Hola Joan: Ya echábamos en falta tu sabio comentario como conocedor de la zona. Elegimos 3 2005 porque no tuvimos posibilidad de hacer 4 2004. Queríamos que los miembros del grupo que no habían catado ese enorme Andreu lo hicieran. La idea surgió de ahí, de catar ese Andreu e inmediatamente el aunar en una gran cata este vino junto a 3 exponentes de primera linea.
Decir queestamos de acuerdo en que son vinos a consumir en su cenit entre los 4 y 5 años desde que ven la luz.
En cuanto a los aromas a barniz parecfe ser que son debidos al proceso de fermentación, pero Olaf nos sacará de dudas.
Y en relación a esas dos zonas que comentas, Bierzo y Priorat, me inclino a pensar que los Bierzos de categoría tienen mejor evolución en botella, pero es mi humilde opinión.
Qué opináis el resto?
Salut!

Carlos Palahí dijo...

Hola a todos!
En primer lugar me inclino a pensar que la garnacha es una uva más problemática a la hora de plantear una guarda más allá de los cuatro,cinco años.Es por ello que los prioratos de alta gama son multivarietales.
Si el "Everest" fuera el Priorat para mi está claro que el "Bierzo" es el "K2" o viceversa.Pero el Bierzo pienso evoluciona mejor en botella.
Con la "Ermita" hemos topado amigo Sancho. La verdad tuvimos una mala experiencia :http://www.verema.com/comunidad/vinoscatados/vino.asp?vino=845
Y es que a veces el marketing no se corresponde con el producto.
Creo que el priorato cuando se despoja de toda la carga mediática es simple y llanamente maravillosa pero no mejor, sino diferente.
Un saludo.

José Luis Giménez dijo...

Pudiera ser, como decís, un aroma inducido por el terreno (pizarra), pero ¿sólo a determinadas variedades de uva / uva tinta? Hablo de memoria y soy fatal para eso, pero no recuerdo tampoco haber leido ese descriptor para Riesling, ¿para Spätburgunder lo habeis leido o notado alguno? ¿o en alguna otra región cualquier que sea el color de la uva? Saludos. Jose.

Oscar Gallifa dijo...

Hay que ver como da de si este tema José luis!!
Efectivamente, yo mas arriba ya decía algo de que pudiera ser sobre el tipo de suelo, pizarra en este caso! Bierzo, priorat u Oporto son grandes zonas con esa característica.

A tu pregunta de si lo he encontrado en Riesling decirte que no, jamas! ni en Spätburgunder tampoco... y eso que son zonas con muuuucha pizarra también (será de otra composición esa pizarra Devon y no habrá barniz por eso..?).
Y en la Ribeira Sacra que? Y en la Axarquia??

Esperemos que Olaf sea capaz de descifrar el enigma...


OG (VDB)

José Luis Giménez dijo...

Eeesas eran las siguientes preguntas, quiero decir, las relativas a R.Sacra y Axarquí ;) Saludos. Jose.